BLOG

La importancia del motivo puro en la práctica

posted by Patricia Sanagu 8 febrero, 2020 0 comments

A lo largo de los años dando clases he descubierto tantos motivos para acercarse al yoga como personas. El yoga puede adaptarse a cada persona según lo que necesite en el momento vital en el que está: aliviar dolores de espalda, suavizar la ansiedad, dar sentido a la existencia o calmando una mente inestable. Yoga provoca transformación a muy diferentes niveles dependiendo de los motivos por los que se acerque al yoga esa persona. Pero cuando oí hablar a H.Wallis sobre la importancia de tener un motivo ‘puro’ (efectivo) para practicar yoga, cambió completamente mi perspectiva sobre cómo abordar mi práctica. Según la tradición, el motivo de la práctica, la filosofía o la visión que la acompaña y la propia práctica deben ir alineadas para ‘no quedarnos sin gas’. Motivos ineficaces para practicar suceden cuando practicamos porque queremos alcanzar algo (sentimiento de carencia) cuando al practicar nos sentimos más elevados y valiosos que otras personas (separación) o cuando nos aporta cierto poder sobre otras personas (control). Prácticar con un motivo puro o eficaz afirma todo lo que está bien con uno mismo: prácticamos para recordar o descubrir la verdad. En sus palabras: «Puedo practicar por amor a mí mismo, con el deseo de conocer la Verdad, en beneficio de todos los seres. Poco a poco, esto se convertirá en tu estado natural». La práctica en sí misma se convierte en una expresión de amor y verdad, y así, sin esfuerzo, beneficia a todos los seres y transforma el mundo en el que vivimos. De repente, al oír esto la práctica toma un valor universal. Ya no soy un ser individual en mi esterilla, mi práctica se vuelve poderosa y al mismo tiempo adquiere humildad cuando la ofrezco en beneficio de todos los seres.
OM ॐ

You may also like